Banner




Ud. está aquí
Banner
Banner

A la Vuelta de la Esquina

Correo electrónico Imprimir PDF
crimen_impunidad

El Perdón no Reduce la Criminalidad

*Por el Contrario la Incrementa en el País

*El 368 Quáter del Código Penal Federal

*Impunidad: el Grave Problema de México

Por Iván Ruiz

Entregar dinero a la gente es el proyecto del Presidente de la República para evitar la proclividad a la rapiña, específicamente a la “ordeña” de ductos.

¿Y por qué no se crean empleos? Irónicamente, cuesta “más trabajo” y es mucho más sencillo y redituable extender la mano y continuar con una vida sin futuro, al fin y al cabo, el gobierno de todos modos paga.

En la punta de esta “solución”, sin embargo, continúa la criminalidad en México que cada día cobra más víctimas, en muchos casos han sido crímenes masivos, como Tlahuelilpan, donde si las autoridades correspondientes comprueban que hubo delito de parte de alguien (huachicolero o no), y se cumple con la ley tal y como está actualmente, habrá castigos para algunos.

John Bailey, académico emérito de la Universidad de Georgetown, al presentar en México (en la Universidad de Guadalajara) su libro “Crimen e Impunidad. Las Trampas de la Seguridad en México”, advirtió la falta de certeza que tienen los ciudadanos en el cumplimiento de la ley de parte de las autoridades.

“Cuando uno pregunta, si usted piensa que sus conciudadanos cumplen la ley o no, las respuestas suelen ser negativas. En este sentido, México se encuentra a la par de Guatemala y es un tema que no se debe hacer a un lado”.

Al analizar en su libro la política del crimen en México ofrece el ejemplo sobre la problemática del país, como un árbol que se observa y mientras la copa y el ramaje presentan una realidad, en las raíces es otra.

“Hasta que el Estado penetre, veas las raíces, y comience a cortar, veremos los cambios en materia de seguridad. Serán palpables, pero si se sigue viendo por encima, jamás habrá una solución”, precisó en 2014.

Además, desde entonces precisó que el crimen es el tema que domina a la opinión en la región. Y al dar ejemplos señaló que en México hay 250 municipios criminalizados y en el país, sólo se invierte un total del 0.4% del PIB en seguridad pública.

Seguramente, cinco años después la cifra de municipios donde impera el crimen aumentó y los recursos económicos siguieron igual o peor.

Ni como decir que miente, cuando hay una falta de aplicación de la ley, por ejemplo, en el caso del huachicoleo, se pasan el Código Penal Federal por el arco del triunfo.

Ese Código señala en su artículo 368.

“Se equipara a robo y se castiga como tal:

“El apoderamiento o destrucción dolosa de una cosa propia mueble, si ésta se halla por cualquier título legítimo en poder de otra persona y no medie consentimiento; y

“El uso o aprovechamiento de energía eléctrica, magnética, electromagnética, de cualquier fluido, o de cualquier medio de transmisión, sin derecho y sin consentimiento de la persona que legalmente pueda disponer de los mismos”.

Y qué decir del artículo 368 Bis:

“Se sancionará con pena de tres a diez años de prisión y hasta mil días multa, al que después de la ejecución del robo y sin haber participado en éste, posea, enajene o trafique de cualquier manera, adquiera o reciba, los instrumentos, objetos o productos del robo, a sabiendas de esta circunstancia y el valor intrínseco de éstos sea superior a quinientas veces el salario”.

Pero el artículo clave es el 368 quáter que dice:

“Al que sustraiga o aproveche hidrocarburos o sus derivados, cualquiera que sea su estado físico, sin derecho y sin consentimiento de la persona que legalmente pueda autorizarlo, de los equipos o instalaciones de la industria petrolera a que se refiere la Ley Reglamentaria del Artículo 27 Constitucional en el Ramo del Petróleo, se le impondrán de tres a diez años de prisión y de quinientos a diez mil días multa.

“La sanción que corresponda se aumentará en una mitad cuando se realice en los ductos o sus instalaciones afectos a la industria petrolera o cuando el responsable sea o haya sido servidor público de dicha industria”.

Además, está el 371:

“Para estimar la cuantía del robo se atenderá únicamente el valor intrínseco del objeto del apoderamiento, pero si por alguna circunstancia no fuere estimable en dinero o si por su naturaleza no fuere posible fijar su valor, se aplicará prisión de tres días hasta cinco años.

“En los casos de tentativa de robo, cuando no fuere posible determinar su monto, se aplicarán de tres días a dos años de prisión.

“Cuando el robo sea cometido por dos o más sujetos, sin importar el monto de lo robado, a través de la violencia, la acechanza o cualquier otra circunstancia que disminuya las posibilidades de defensa de la víctima o la ponga en condiciones de desventaja, la pena aplicable será de cinco a quince años de prisión y hasta mil días multa. También podrá aplicarse la prohibición de ir a lugar determinado o vigilancia de la autoridad, hasta por un término igual al de la sanción privativa de la libertad impuesta”.

Hoy se dice que se agravarán las penas contra el huachicoleo, pero el problema no radica en eso, sino en que simplemente no hay castigo para los delincuentes, sean quienes fueren.

Escribir un comentario