Itinerario Turístico

Imprimir
carlos_mackinlay

Buenas las Perspectivas Para el Turismo en la Ciudad de México

Por Arturo Lino Guzmán

Convencido de que el sector turístico es una herramienta para crear empleos, el Secretario de Turismo de la Ciudad de México, Carlos Mackinlay, establecerá programas y acciones conjuntas con la sociedad capitalina y los empresarios del ramo en cada una de las alcaldías, para desarrollar los diferentes atractivos que hay en ellas e incentivar actividades que permitan elevar el flujo de visitantes a las demarcaciones. Dará importancia al turismo cultural y social.

En conferencia de prensa, en donde estuvo acompañado por el Director General de Servicios Turísticos, Jorge Guerrero Carrasco, el Director General de Competitividad Turística, Armando Mújica Romo y la Directora General del Instituto de Promoción Turística, Sara Riojas de la Peña, el funcionario informó de los resultados en la industria turística para la capital del país del año pasado, de las perspectivas para 2019 y dijo que se rescatarán los indicadores para medir con exactitud el comportamiento del sector en la CDMX.

Señaló que para 2019 se estima el arribo de 14 millones 140 mil visitantes, que representan 1.79 por ciento más, con relación al año pasado en los que visitaron la capital 13 millones 993 mil turistas; en tanto que, en derrama se prevén 94 mil 550 millones de pesos que significan 4.7 por ciento más al año previo en donde ingresaron 91 mil millones de pesos.

Aclaró que los resultados registrados en el 2018 son moderados y que deberá hacerse un gran esfuerzo para que el turismo se convierta en un pilar para la creación de empleos en la ciudad en la presente administración.

Precisó que durante los últimos 11 años, en la capital del país se registró una tendencia a la alza y que la ocupación promedio hotelera fue del 70.5 por ciento para todo el 2018, porcentaje ocho por ciento superior al registrado en promedio en todo el país (62 por ciento).

Dicho porcentaje supera igualmente la ocupación de Guadalajara que, junto con Monterrey y la propia capital del país, integran la categoría turística denominada “Centro turístico de grandes ciudades”.

La ocupación de la Ciudad de México es similar a la que registra la actividad hotelera a nivel mundial y en particular en ciudades como Frankfurt, Génova, Milán, Roma y Zúrich, según PwC (Price Waterhouse Cooper), institución que ubica a la Ciudad de México como una de las que tiene mayores perspectivas de crecimiento turístico a nivel mundial.

Un dato adicional es que, en julio de 2018, la revista Travel&Leisure, ubicó a la Ciudad de México como una de las mejores 15 ciudades del mundo para visitar, estando por encima de Ciudad del Cabo, Roma, Italia y Estambul. Esto debido a los atractivos culturales y la riqueza culinaria con que cuenta.

También hizo mención que la Ciudad de México es el destino número uno para viajar en 2019 a nivel mundial de acuerdo con National Geographic, además de que la Revista Lonely Planet seleccionó a la Ciudad de México como una de las mejores 10 ciudades para conocer en este año.

Con respecto al empleo, informó que el último registro que se tiene en restaurantes y hoteles de la capital es de 1.3 millones de personas; sin embargo, hay que considerar, subrayó, que el empleo turístico debe extenderse a otros sectores de la actividad productiva, por lo que esta cifra pudiera ser considerablemente más alta si se toma en cuenta a quienes se emplean en actividades como transportación turística, guías, artesanos, profesionales en el ámbito de la mercadotecnia turística y varios más.

En cuanto a los desafíos para esta administración, Carlos Mackinlay destacó que es necesario fortalecer el estudio del Perfil del Turista, retomar la metodología de estimación, que se abandonó hace cerca de dos años en la institución; generar modelos econométricos para la estimación de indicadores básicos de turismo, desarrollar una “cuenta satélite” de turismo de la Ciudad de México, así como buscar incluir las nuevas formas de alojamiento derivadas de las plataformas tecnológicas.