Banner




Ud. está aquí
Banner
Banner

Frontera Norte

Correo electrónico Imprimir PDF
personas
recorte

Todos se Quejan, Pero no Responden al Flujo Constante de Indocumentados

*“Tardía y un Fracaso” ha Sido la Respuesta

*Intentan Demandar al Gobierno de Coahuila

*¿Ayuda? Grosera Respuesta de Juarenses

*Las Caravanas Continuarán Todo el Año: JC

Molestos con los tres niveles de gobierno por la falta de recursos y sensibilidad para atender la oleada de migrantes centroamericanos, caribeños y sudamericanos –que ahora se cuentan por miles-, las organizaciones sociales que atienden los flujos migratorios en Ciudad Juárez denuncian abandono, “chiplerías”, mentiras, simulación y actos de politiquería en un asunto que merece otro trato.

 

En realidad, la ciudad se colapsa ante la falta de capacidad, material y de sensibilidad gubernamental, para atender y entender el problema que llegó a la frontera desde el mes de octubre del 2018, cuando inició el arribo de un mayor número de migrantes y se alertó a los gobiernos de lo que estaba ocurriendo.

En voz del sacerdote católico, Javier Carrillo, director de la Casa del Migrante -el albergue para indocumentados más grande en esta frontera- “la respuesta del Estado a la contingencia migratoria ha sido tardía y un fracaso”, señaló el clérigo.

Carrillo fue acusado en el 2017 de no revelar el destino de millones de pesos que fueron entregados por el gobierno estatal para la atención de los migrantes que llegan a ciudad Juárez.

La Casa del Migrante está al tope. Alberga a 600 de los dos mil extranjeros que, se cree, esperan ingresar a los Estados Unidos. Muchos indocumentados ya tienen un ‘número’ que les da acceso al vecino país del norte en calidad de refugiados, porque muchos de ellos, por ejemplo los cubanos, alegan persecución del régimen castrista.

El periódico de mayor circulación en ciudad Juárez, El Diario, público el martes 19 de febrero, como nota principal, una cabeza que textualmente dice ¿Para qué tantas Juntas?, que es un abierto reclamo a Javier Corral por la falta de recursos para atender a los indocumentados.

La nota refiere: “El Consejo Estatal de Población y Atención a Migrantes (Coespo) es la instancia que debe responder a la crisis, ¿para qué tantas juntas, para qué tanta planeación?, ¿dónde están las instituciones que iban a ayudar?”, cuestionó el sacerdote, quien sólo continúa recibiendo a gente en situación de extrema vulnerabilidad.

La misma situación de desprecio sucede con el gobierno municipal. Al frente se ubica un alcalde incapaz de dar solución a los problemas sociales. En sí, Armando Cabada, se ha concentrado en el tema de seguridad que lo tiene al borde del desquicio.

Y, como colofón, ahora intenta demandar al gobierno de Coahuila porque está transportando centroamericanos y cubanos a Ciudad Juárez para “quitarse el problema”, denunció Armando Cabada.

Las mentiras oficiales abundan y el pueblo está reacio a responder al llamado de emergencia social lanzado por la subsecretaría de Desarrollo Social en Ciudad Juárez, que ha convocado a la ciudadanía a responder a los migrantes donando despensas; la respuesta de los juarenses son crudas y groseras, porque ambos gobiernos –el estatal y el municipal- están en su más bajo nivel credibilidad y efectividad.

El sacerdote Carrillo evidenció las mentiras del gobernante Corral, dijo que, aunque el panista informó que están apoyando a la Casa del Migrante, esto es falso, la última vez que otorgaron recursos al ministerio católico fue el 31 de diciembre, cuando se entregó un millón 600 mil pesos, programados para el 2018; el municipio aportó 500 mil.

Y el clérigo advirtió que las caravanas fronterizas van a durar todo el año. El municipio puede colapsar, porque al mismo tiempo están detenidos todos los apoyos oficiales que se les otorga a los pobres que viven en esta zona del país, que se cuentan por cientos de miles, debido a la aguda crisis que se vive en México.

La iglesia tiene información de las diócesis del centro y sur del país que han informado que decenas de miles de migrantes están por llegar a los Estados Unidos buscando asilo político.

A su vez, el gobernado Corral señaló que el gobierno de López Obrador está obligado tomar una decisión con relación a los flujos migratorios que vienen de Centroamérica y que crearon ya una contingencia en Ciudad Juárez.

“A nosotros lo que nos corresponde es atender a los que ya están aquí”, aseguró el mandatario sobre los más de 400 migrantes que son albergados en el gimnasio del Colegio de Bachilleres, al menos 100 de ellos provenientes de las caravanas que se encuentran en Coahuila.

El gimnasio del Colegio de Bachilleres está lleno de migrantes, alrededor de 440 migrantes, que es el límite de su capacidad, están en el albergue temporal.

Algunos de los migrantes están enfermos, según información del área de epidemiológica del Seguro Social. El médico Óscar Rafael Contreras, informó que han detectado enfermedades respiratorias agudas y alergias principalmente en niños, y también a mujeres embarazadas que vienen sin sus controles prenatales.

Y, por si fuera poco, el municipio de Juárez anunció que está preparando una denuncia contra el Gobierno estatal de Coahuila, debido a que está incitando a los migrantes a que lleguen a esta frontera, afirmó el alcalde Armando Cabada Alvídrez.

“Les ofrecen el transporte gratuito para traérselos para acá, esas cosas no se valen”, declaró.

Escribir un comentario